lunes, 11 de agosto de 2014

Como ahorrar 5000 euros al año

¿Se pueden ahorrar 5.000 euros al año? No existen fórmulas mágicas y esta cifra, a priori, parece imposible de alcanzar. Lo podrás hacer si siguientes consejos:
 
  • Limpia regularmente las bombillas, no dejes que se acumule el polvo. Éste reduciría su potencia lumínica y haría gastar un 20% más de electricidad.
  • En verano es conveniente mantener agua fresca en la nevera en vez de dejar correr el chorro durante un buen rato.
  • No al stand by. La cantidad de euros que puedes ahorrar al desenchufar sistemáticamente todos los aparatos que no utilizas es de unos 50 euros al año.
  • Instala perlizadores. Son unos mecanismos de rosca que se instalan en los grifos y mezclan aire al chorro de agua. Se calcula que reducen el consumo de agua entre 4 y 6 litros por minuto, es decir, hasta un 70% del consumo de agua del hogar.
  • Cocina con olla a presión. Puede ahorrar hasta un 50% de energía al cocinar.
  • Comer de tupper. Seis de cada 10 españoles comen fuera porque no tienen tiempo para volver a casa según la Federación de Usuarios y consumidores independientes (FUCI). Comer fuera puede llegar a suponer un gasto extra de 700 euros anuales.
  • Evita los productos de marca. Las marcas blancas nos ayudarán a reducir nuestro presupuesto para la compra hasta en un 40%.
  • Desmonta la baca del coche ya que incrementa el consumo de gasolina en un 2%. Cada 100 kilos de carga adicionales, el coche consumirá un 5% más.
  • Reduce la velocidad. De 100 a 120 kilómetros por hora eleva un 44% el consumo de combustible.
  • Arrancar el coche sin acelerar, utiliza marchas largas y circular de forma uniforme, sin frenazos bruscos ni acelerones, puede ahorrar hasta 500 euros anuales.
 
 "Ahorrar" no significa gastar menos, sino no derrochar. Este es uno de los mandamientos del buen ahorrador que incluye en otro apartado de la publicación: "Se suele identificar ahorrar con dejar de gastar y en realidad no es ninguna tortura ni ningún sacrificio". En mi humilde opinión, "es una cuestión de disciplina, pero tampoco una disciplina de monasterio, sino seguir una estrategia en la que dar una serie de pasos. Es muy distinto si a una persona le tocan 5.000 euros en la lotería que sí le explicas que con algunos trucos va a poder ahorrar esa misma cantidad".